Cuando tenemos en mente una idea de negocio y queremos llevarla a cabo, una de las cosas más importantes es saber como nos queremos constituir: si darnos de alta como autónomo o bien, como sociedad limitada.

Os vamos a dejar con una serie de indicadores, tanto positivo como negativos a la hora de constituirse como sociedad frente a darse de alta como autónomo.

  • El primer indicativo que tenemos que tener en cuenta, es la responsabilidad. En una sociedad limitada, los socios responden con el patrimonio de la empresa. Sin embargo, si sólo nos damos de alta como autónomos el profesional responderá con todos sus bienes personales.
  • El segundo indicativo hace referencia al tema de fiscalidad. En las sociedades limitadas, no tributan por el irpf( actualmente el tipo de gravamen es escalable según las circustancias personales del autonomo) sino por el impuesto de sociedades( actualmente este tipo de gravamen esta a un 15% para las nuevas sociedades constituidas).
  • Otro tercer indicativo es el proceso de transmisión de participaciones en la empresa. El hecho de vender participaciones o incluir nuevos socios en la empresa es un proceso muy sencillo. Basta hacerlo ante notario y hacer una modificación en las escrituras.

Estos serian los tres factores positivos para darse de alta como sociedad frente al alta de autónomos. Ahora, vamos a exponer otros tres factores que influyen negativamente en la creación de empresas. Son estos:

  • El primer factor seria la inversión incial. Mientras en la sociedad limitada es necesario un capital mínimo de 3000€, el profesional independiente no tiene obligación de aportar esa cantidad.
  • El segundo factor seria la constitución. Cuando damos de alta una nueva sociedad siempre llevará más trámites y costes de iniciación que el darnos de alta como autónomo.
  • El tercer factor seria el cumplimiento de los requisitos fiscales en una sociedad limitada. Cuando estamos dados de alta como sociedad, se nos exige tributar por retencion irpf, IVa y Sociedades, realizar las declaraciones informativas además de llevar la contabilidad al día y presentar los libros y cuentas anuales en el Registro Mercantil, tal y como lo expresa el Código de Comercio.

Si queremos constituirnos como sociedad, sería mas bien para aquellas organizaciones que tienen previsto crecer, tanto en número de empleados como en ganancias en un futuro a corto/medio plazo.

Espero que este artículo os sea de gran ayuda. Como siempre, si queréis comentar o teneis alguna sugerencia, no dudeis en publicar un comentario. Atenderemos vuestras dudas en el menor tiempo posible.

Si te gusta, compartelo....Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterShare on LinkedIn